El gato y el ratón

Un pequeño ratoncito y un gatito se encuentran de pronto. Es la primera vez que se ven. Ninguno de los pequeños animales ha visto algo similar. Se miran un rato con curiosidad y cierto cuidado. Luego, hacen lo que todo pequeño suele hacer. Se ponen a jugar. Un salto aquí, un salto allá. Un manotazo, una mordida. Un vuelco. Una captura. ¡Que divertido! Entonces el pequeño ratón se detiene y cae. La sangre se le escapa por las heridas abiertas en el juego. El pequeño felino lo mira hasta que el ratoncito deja de moverse definitivamente. Lo olfatea, no entiende. Lo mueve, lo empuja, lo muerde, lo devora de a poco.

Comentarios

  1. Escelente, Sandro. ¡Y qué final! Genial...
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. La ignorancia es muy peligrosa. Cuando uno conoce su propia violencia interna, ahí es cuando puede superarla.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Interesante lectura la que haces Lucas. Coincido con vos. Gracias por leer y comentar

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

LA EMPANADA

En legítima defensa

EL JUEGO DE LAS 10 REGLAS